Hogarclothes → Cómo organizar la ropa del bebé recién nacido

Cómo organizar la ropa del bebé recién nacido
party location

Por mens

  • 28/07/2022
134 Puntos de vista

Cómo organizar la ropa del bebé recién nacido

La ropa de un recién nacido es tan diminuta que no necesitaremos mucho espacio. Aunque sí que debemos tenerla bien organizada para que, siendo las prendas tan pequeñitas, no se pierdan y las tengamos siempre a mano, ya que los bebés recién nacidos necesitan de muchos cambios al día.

En otro artículo ya vimos cómo organizar un armario de ropa, ahora veremos cómo organizar las prendas de los bebés.

Cómo organizar la ropa del bebé: la clasificación de las prendas

Para organizar la ropa de un bebé, lo más aconsejable es clasificar primero las prendas, para que sean más fáciles de localizar y podamos contar con ellas rápidamente. Así, las principales prendas de un bebé recién nacido serán las siguientes:

Pautas para organizar la ropa del bebé

Es aconsejable organizar la ropa del bebé de la siguiente forma:

Cómo aprovechar al máximo los espacios

Podemos comprar cajas contenedoras para aprovechar bien el espacio y organizar ropa de bebé que vayamos a utilizar con menos frecuencia. Para que se conserve mejor, podemos utilizar bolsas para guardar ropa, que también ahorrarán espacio. Se pueden aprovechar las puertas de los armarios si éstas no son correderas, y en la cara interior podemos colgar pequeños ganchos adhesivos para colocar artículos que pesen poco, tales como bufandas o gorritos.

Para organizar la ropa del bebé en los cajones, también podemos comprar un organizador con compartimentos y utilizarlo para clasificar pequeñas prendas de ropa interior. Para que las prendas de los bebés que permanezcan colgadas en perchas no se deslicen ni se deformen, podemos recurrir a forrar las perchas.

Cómo organizar la ropa del bebé recién nacido

En solo un año de vida, el bebé puede cambiar de talla, por lo que los cambios de contenido de ropa en su armario serán bastante frecuentes. Además, debemos tener en cuenta los cambios de estación, y deberemos sustituir ropita más ligera por otra más abrigada, aunque manteniendo siempre los básicos como patucos, bodies y monos en los mismos espacios que hemos reservado. Conviene lavar la ropa y no guardarla con alguna mancha, porque ésta se puede resecar y será después más difícil de quitar.

Para organizar el armario del bebé, podemos comprar cajas herméticas y utilizar bolsas al vacío, que son muy buenas opciones para almacenar ropa que, de momento, no se va a utilizar, y evitar que éstas puedan coger polvo o humedad. Es importante clasificar, en la medida de lo posible, por tallas y por temporadas. Una primera clasificación por tallas sería la primera puesta, de uno a tres meses, de 6 a 9 meses y de 9 a 12 meses, así se habrá cumplido el ciclo de un año, y veremos qué ropa podemos ir desechando porque ha crecido y no la vamos a utilizar.

Una segunda clasificación sería por temporada, otoño-invierno o primavera-verano, si esta clasificación nos resulta más útil para tener bien localizadas las prendas del bebé. Incluso es aconsejable hacer etiquetas que identifiquen las prendas, si las vamos a almacenar en bolsas o cajas, y de esta manera, tenerlas muy identificadas para cuando necesitemos hacer algún cambio.

Es importante saber que, efectivamente, el bebé va a cambiar de ropita hasta unas 5 veces al año, dependiendo de su crecimiento, por lo que no es aconsejable estar comprando demasiada ropa que luego se le quedará pequeña y que no va a poder utilizar. Del mismo modo, y si vamos a recibir regalos de amigos y familiares, es muy conveniente escoger qué tallas vamos a necesitar, para no tener demasiadas de primera puesta y muy pocas de 6 meses en adelante, por ejemplo.

Sigue los temas que te interesan

Etiquetas: 

Categoría

Artículos calientes

  • 02/02/2022
  • 30/01/2022
  • 31/01/2022
  • 07/02/2022
  • 07/02/2022
  • 05/02/2022
  • 01/02/2022
  • 15/02/2022